20170707 164434

A qué esperas?

Paseando por la playa de Jacó, en Costa Rica, me sorprendió la tormenta diaria, así que para guarecerme me puse debajo de la cabina de los vigilantes de la playa. Llevaba allí casi una hora, el Pacífico se veía extrañamente tranquilo aunque las olas rompían con fuerza.
Poco a poco iba anocheciendo y apenas había gente en la playa.
De repente llega un chico corriendo y gritando ‘¡Se está ahogando, se está ahogando!’. Ninguno de los allí presentes veíamos a la supuesta víctima hasta que uno de los salvavidas lo divisó. Se puso en marcha todo el protocolo de actuación y en unos pocos segundos ya estaba la moto de agua y la camilla en el océano con dos de los salvavidas encima con rumbo al hombre que estaba luchando por salvar su vida. Tras unos instantes de tensión pues las olas no dejaban a la maquina acercarse al señor, finalmente pudieron subirlo a la camilla y llevarlo a la orilla donde ya estaba esperando la ambulancia y la Policía. Todo había quedado en un susto.
Ayudé poco, sólo a sacar la moto del agua, subirla en el remolque y enganchar éste en el coche de Policía pero sin duda te hace pensar en lo efímera que es nuestra vida, podría haber sido cualquiera de los que un rato antes nos estábamos bañando en el mismo sitio y así, sin mas, haber sido tragado por el Pacífico.
Por éso te digo que: NO TE DUERMAS A LA HORA DE CUMPLIR TUS SUEÑOS, INTENTA HACERLOS REALIDAD CADA MAÑANA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>